martes, 26 de febrero de 2013

En un segundo

Un segundo suena realmente poco, una espera simbólica. Un segundo para muchos no es nada, no tiene algún significado. Nunca suelo pensar en lo que vivo cada segundo de mi vida. Algunas veces un segundo no significa nada para mi y me resisto de darle importancia cualquiera.


 Sin embargo, es inevitable pensar lo que acontece cada segundo de nuestras vidas. Al ver la aguja del reloj moverse imagino que en este segundo alguien en el mundo está muriendo con lágrimas en los ojos, alguien se intenta suicidar, alguien da el "si" en su boda, alguien golpea a quien ama, alguien es diagnosticado con cáncer o VIH/SIDA, alguien es asesinado, alguien es torturado, alguien acaba su cigarrillo, alguien pisa un chicle, alguien es robado, alguien sufre un accidente de transito, alguien se divorcia de quien ama, alguien se suicidó, alguien asesinó y alguien hace al amor. Piensa que cada cosa escrita en este texto acaba de suceder mientras lo leías.

Tal vez no damos importancia a un segundo de nuestras vidas, pero debemos recordar que, todo puede cambiar en un segundo.